año de nieves, año de bienes

nieve en masia faidella, abrilnieve en masia faidella, abril Así empezó, pues, nuestro año.

Un buen augurio, a la espera de que los bienes que recojamos sean múltiples: conocer, a gente, pero también técnicas, sistemas, ideas; contemplación a tope: de los paisajes, de los animales, de la naturaleza en sí, del no oír nada para empezar a oírlo todo, de las vidas que encontraremos; conexión: con la autosuficiencia, con el replanteamiento de la dependencia, con el ejercicio de la adaptabilidad, con la superación de los límites físicos, con la práctica de la humildad, con el propósito del no juicio, con la aceptación de la incomodidad y con la ‘falta’ que será algún día, espero, lo que ahora nos sobra.

Así empezó. En abril, el mes más cruel según el poeta. Sólo a veces.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s