lunes, mercado

Hoy es lunes. Es dia de mercado en Tremp.

Los urbanitas hemos olvidado lo que esto significa. En las grandes ciudades los mercados son, desde hace mucho ya, supermercados, centros comerciales, islas peatonales, grandes superfícies o polígonos en el extrarradio repletos de hipermercados. Incluso comprar en el mercado municipal del barrio debe ser a menudo objeto de campañas para promover su visita y evitar su desaparición.

En villas más pequeñas, en entornos alejados, el día de mercado es otra cosa.
El mercado es allí un acontecimiento. Una fiesta.

Después de una semana de trabajo en el huerto, en la granja, en la plantación, en la explotación, todos se arreglan para acudir a la cita. No suele faltar nadie. Y si se le echa en falta, a mediodía recibe una llamada interesándose por el motivo de la ausencia, pues al lunes siguiente serán ya 15 días sin verse.

Al acercarse al panel informativo del municipio, sorprende y reconforta ver cómo se refieren a este día: en el ‘Calendario de Fiestas’, el lunes de mercado es el ‘día de encuentro y de gestiones de los habitantes de los pueblos’. Bonito, humano, cercano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s